El mundo de PatMel

¡¡¡ Bienvenidos corazones !!!

Deseo que disfrutes del contenido de este espacio, toma con cuidado sus curvas, atiende los silencios, respira profundamente y siente. Ojalá que este trocito de mi mundo nos ayude a acercarnos y así compartir el hilo de la vida. De corazón a corazón, Patty.

Puede que a veces parezca ausente, pero aunque no veas las palabras mi esencia está allí y mi Ser te recibe con Amor.

Los escritos son de mi autoría y las imágenes propias o prestadas de la red.

6 de enero de 2018

Vivir en colores


Que la ilusión no se me despegue de la piel, que me camine entera y me envuelva cual obsequio exquisito. Que huya cualquier temblor ante la certeza de vida. Cada día amenecer desnuda, libre, ese es el único propósito. Desnuda y tan virgen como entonces, cuando me sorprendía con todo, cuando la oscuridad nunca me alcanzaba y escondiendo la cabecita cerraba los ojos para ser invisible. 
Así de inocente, así de verdadera, de limpia. 
Correr desnuda bajo el sol que me calienta, sobre la hierba que se somete a mi huella. Poseída por la vida, por la candidez del primer beso, por la risa que me arranca el riachuelo al salpicarme. 
Y de esa calesita no quiero bajarme, alimentarme de sinrazones, sucumbir a todos los placeres que la Naturaleza me regala para Ser. Volar como el picaflor, casi flotanto, libando el sustento cada día. 
Envuelta en colores y sabores, en perfumes y música, correr descalza por las colinas hasta caer tendida para regalarme un firmamento entero. Panza arriba, en la paz que emana de la tierra, libre de todo juicio, allí donde la verdad acontece sin remedio.
Desmesuradamente feliz y universal, sin necesidad de razones, de mi mano, enamorada de la Vida.

1 de enero de 2018

Feliz día primer Amanecer...



Con un gran abrazo recibo este nuevo año, con el corazón abierto, en plena consciencia. Todo ha quedado en su sitio, cerradas las puertas, sacudido el polvo, alivianado el equipaje y tras un reflexivo balance he rescatado los estupendo momentos vividos.

Vuelvo a ser virgen para poder tratar a este año como a un nuevo novio, con la mente clara y la ilusión a tope. Decido hacer de él un tiempo de encuentro, de compartir, de crecimiento, de Amor.
Ser ese árbol, bien plantado, que moldea las tormentas y alberga música en sus brazos mirando el cielo. Y me desnudo y corro descalza, santa e inocente, eternamente agradecida.

¡Qué más podría pedir! El Universo en su enorme generosidad lo pone todo a mi disposición, sólo he de escoger los ingredientes adecuados para hornear una plenitud milagrosa.
Y atesoro este presente con alegría, para Ser y Estar, para no perderme la luz que me rodea, para reconocerme en ella y escuchar este sabio silencio que lo contiene todo. Despertar.
¡A vivir y disfrutar cada instante, que la vida es aquí y ahora!
Y gritar a los cuatro vientos:  ¡Soy Feliz!

1 de enero de 2018, camino tras el murmullo universal.



4 de diciembre de 2017

A uno de mis Maestros...



Suena en la cadena una guitarra eléctrica, "It's my life" de Bon Jovi.
Me viniste a la mente al escuchar la letra que en gran medida te representa Sebastián querido.
Se cumplen hoy 33 años pisando fuerte sobre esta corteza terrenal, desde siempre con una perspectiva celestial, conectado a la vida. Y te pienso y recuerdo al niñito travieso que reforzó en mí la fuerza de vivir, de apiñarme con los míos y sentir el presente como única alternativa posible. Me enseñaste lo que es luchar por las pocas cosas importantes, luchar por la vida, por amanecer cada día en libertad, por mí misma.
Y mientras yo te cantaba un Frére Jacques tu entonabas el Gracias a la vida fundiendo tus pupilas en las mías. No fue siempre fácil pero sí muy verdadero y desde las entrañas nos cosimos a la Vida.
Crecimos juntos y seguramente hayas sido tú quien aportó las mayores enseñanzas, como ese regalo que llega para que te completes y surjas desde las cenizas para volar muy alto, para tocar el cielo a diario. Y así lo hicimos día a día, nos estiramos y estiramos hasta hacernos grandes y poder abrazar el cielo en tierra firme, para vencer a los monstruos y desenmascarar a las falsas princesas sabiendo que no existen los príncipes azules. Que la vida es esto que hacemos con nosotros a diario y en soledad.
Y mírate hoy, eres un hombre del que me siento orgullosa, un roble que trabaja para ser también bambú. Un Ser eslabón primordial en esta cadena familiar que se acerca un poco más a la Verdad de tu mano. Cómo agradecerte hijo todo lo que te llevo en mí, cómo decirte con palabras el profundo Amor que siento en mi corazón. Es en este silencio obligado por la distancia donde a diario te abrazo, donde le pido al Universo que proteja a este guerrero de la vida que nos ha regalado.
Hoy comienza un nuevo año colmado de nuevas oportunidades en el Ser. No dejes que nada te detenga, despégate todo lo posible de la forma y sigue tu camino hacia la realización, hacia ese lugar donde todos tus sentidos se funden en ti para Ser Feliz.
Ten siempre presente a esta guerrera vieja que no deja de velar por ti y te ama con todo su corazón aquí y más allá de los tiempos.

Con el Amor de toda una Vida, Gracias Sebas por Ser y Estar.
Mamá

4 de diciembre, tu cumpleaños.

Siempre es más fácil...


 
Era más fácil de lo que creía. Un día por fin lo vi.
No es necesario que tenga que comprenderlo todo.  Entender por qué hiciste esto o aquello, buscar la quinta cola al gato. Simplemente aceptarlo todo en este transito marcado a fuego por los dioses y seguir adelante, quedarme con lo que fuimos, con el resultado en mí, con esta mujer en la que me he transformado.
¿Y si con el amor bastase? Si solamente he de reconocer cuanto me quisiste, sin detenerme en el cómo. Tu forma de enfrentarte a la vida, a ti misma, a esta relación que nació en tus entrañas como oportunidad posible.
Llegué haciendo poco ruido, cautelosa y despierta; llegué para sanar la cadena y que sonreír se transformase en la tirita invisible, en la punta del iceberg del bienestar. Y así lo decidí un día entre las tinieblas en las que te sumiste, con tu mano en la mía, viéndote a ti tan vulnerable, teniendo yo que ser tan fuerte, tan entera, tan madre, Madre. Y aquí estamos hoy, cada una es su dimensión pero siempre juntas aunque desatadas, caminando la vía de la vida, más libres que nunca
para Ser en el Amor.<3 br="">

28 de noviembre de 2017

Feliz día amiga querida




¿Sabes que no hay nada fuera de ti?
Que el día amanece en tus pupilas
y es la profunda visión del alma
la que lo transforma en un milagro.

¿Sabes que los Ángeles cuidan tu sueño?
Tejen interminables hilos de plata
para que nuestros corazones latan al unísono
y todo transcurra en profunda armonía.

Un océano indómito parece interponerse,
podrías creerme lejos, inalcanzable,
pensar que no me llegan tus pesares
o no escucho tu risa bailando en el jardín.

Nada de eso es cierto, solo es ilusorio.
Estoy allí a tu lado, como de niñas,
cuando buscábamos la complicidad
en la mirada y reíamos entre guiños.

Y solo es eso amiga mía, así de simple.
Es la vida que transcurre entre silencios
acomodando las nostalgias y brindando
oportunidades nuevas para el disfrute.

El día menos pensado, llegará el tacto.
Nos fundiremos en un abrazo nuevo
recordando los momentos sin tiempo,
celebrando cuanto nos amamos.

Así que no te sueltes de la mano,
sigue saltando al elástico muy alto,
no temas nada, que la Vida nos espera
a la vuelta de la esquina, cada día.

Y yo aquí y ahora,
siento dulcemente
cómo el Universo
te está acunando.

Con el Amor de toda una Vida, te regalo estos versos Bettina <3 font="">


27 de noviembre de 2017

Desde el murmullo de la vida...

Desde el murmullo de la vida te observo.
Es el silencio el mejor de los escenarios posibles para amarte en la distancia. Contemplar la luz de tu mirada o detenerme en el batir de tus espesas pestañas. Sentir el tacto de tus manos con solo cerrar los ojos y embriagarme con ese perfume que tantas veces descansó en mi almohada. Esas jóvenes noches que aún permanecen tatuadas en mi piel, testigo de un querer.
Casi no te mueves. Rozas con tu mano la mejilla como buscando el contacto de un recuerdo, de un nombre, de una imagen que te devuelva el pasado. En la esquina de la habitación dejo que el tiempo intente contarme tus pensamientos, descubrir los mares que ahora navegas.
Cómo quisiera poder rescatarte de tus tormentas, de los desiertos que transitas, de los precipicios en los que sucumbes a diario. Descanso mis pupilas en cada arruga que amaneció en tu rostro, en las líneas que trazaron tus caminos, tus risas y tu llanto. Todas me llevan al remanso de tu corazón y a ese abrazo certero, único refugio verdadero, lugar de encuentro.
Y así caminamos los días que nos quedan, evitando la palabra para cuidar los detalles tan ajenos a la mente, tan llenos de corazón. Como un río que no pierde nunca su cauce.
Y así, desde el murmullo de la vida, te sigo amando.