Ciudadana del mundo, nacida en Uruguay, país pequeño de grandes corazones, rica carne y bonitas playas. Desde hace varios años transito tierras españolas, la sierra madrileña y ahora Valencia, cerca del mar. Mujer viva, dulce pero con carácter, luchadora y leal. Amante de la vida y aprendiza incansable. Luminosa en su Ser. Imagen: Salto(Uruguay)

¡¡¡ Bienvenidos corazones !!!

Si transitas este espacio, deseo que disfrutes del contenido de mi Blog y que este trocito de mi mundo nos ayude a sentirnos más cercanos y a compartir el hilo de la vida. De corazón a corazón, Patty.

Puede que a veces parezca ausente, pero aunque no veas las palabras mi esencia está allí y mi Ser te recibe con amor.

Los escritos son de mi autoría y las imágenes propias o prestadas de la red.

25 de diciembre de 2016

¡Cuidado! No olvides que la magia llega para quedarse.


 
 
Por doquier la encontrarás, no dejes de estar muy atento. La mirada de la creación nos inunda sin remedio y en el compartir de estos días navideños hemos renovado ese impulso amoroso, ese aprendizaje de hermandad. ¡Son tantas las cosas que nos unen!
Por la noche nos han visitado sus ojos transparentes, su blanca barba dejaba ver su generosa sonrisa y con la alegría de su alma, el árbol de mi hogar vio renovada su luz y florecieron sus raíces en deseos para todos nosotros. Algunos se escondieron entre papeles y lazos de colores y otros penetraron nuestros corazones. A estos últimos hemos de ponerlos en un lugar especial, regarlos a diario con el compartir y la empatía. Cambia tu mirada y verás que el mundo también es luminoso, que las flores destilan mieles y las manos desean unirse en libertad. No aprisiones tu garganta y libera el amor entonando un himno universal.
Desde muy pequeña, supe que no hay nada más importante que los lazos que en libertad te atan los ventrículos, por eso te beso cada mañana y te doy las buenas noches cada día. Y estoy contigo y junto a ti más allá de cualquier circunstancia, más allá del aparente tiempo y espacio. Dios me ha ayudado a no despistarme, a cogerme de la mano cuando caminaba demasiado rápido, me ha dicho en secreto que podemos tener un cielo allí donde estemos, que no hace falta morirse ni sacrificarse, que sólo el Amor es suficiente. Jesús lo experimentó por nosotros y en su amor por sus hermanos nos brindó la oportunidad de recordar quienes somos y cual es nuestra misión. Eso sí, has de elegír. Yo lo hice, Hace mucho mucho tiempo decidí Ser Feliz. Pon tu amor en tu vida cada día y compártelo con tu prójimo.

Feliz Navidad y Plenitud para tu Vida





No hay comentarios: